Cencido

Acabo de leer Fuga y Contrapunto, el libro póstumo de mi amigo Pepe Mas, poeta ciego que supo salir notablemente airoso de un destino adverso. No sin humor e ironía a veces, como en el poema «Abluciones», donde escribe: «Y fui testigo mudo —lo de ciego / carecía de mérito—…». Pues bien, en el último …

Continuar leyendo…Cencido

Austericidio (!)

Cualquiera que abra el DRAE podrá encontrar, desde luego, palabras como homicidio, parricidio, suicidio y varias otras de la misma serie y con la misma rima. Sin necesidad de revisarlas una a una, el propio diccionario nos lleva pacientemente al sufijo -cidio, que define como ‘acción de matar’; lo ejemplifica con filicidio y suicidio, y …

Continuar leyendo…Austericidio (!)

Halla y haya

Halla es del verbo hallar, claro, y causa rubor tener que recordarlo. A través del antiguo fallar, nos vino del latín afflare, ‘soplar hacia algo, rozar con el soplo o el aliento’. Cicerón nos dejó la suavitatem odorum, qui afflarentur e floribus (De senectute, 17,1), y fue esa «suavidad del perfume que exhalaban las flores» …

Continuar leyendo…Halla y haya

Patético

Patético es un término tardío, que Corominas documenta solo a finales del siglo XVII. La «autoridad» del Diccionario de Autoridades es todavía más reciente: una línea de la Chronohistoria de la Compañía de Jesús, publicada en 1710 por el jesuita y luego académico Bartolomé de Alcázar (1648-1721): «Eran sus sermones tan patéticos como ingeniosos». Pero …

Continuar leyendo…Patético

Adolecer

Adolecer es una prótesis del antiguo dolecer, que, como doler, procedía del verbo latino doleo, doles, dolere, ‘doler’, a través de ad y dolescere, un incoativo de doleo, solo conocido en la baja latinidad. En cambio doleo es muy clásico: en Plauto, el Congrión de Aulularia, tras haber sido molido a palos, sale gritando totus …

Continuar leyendo…Adolecer

Ministro

Que la proliferación de ministros, ministras y ministrables es un hecho común lo demuestra el propio DRAE, que recoge 14 acepciones de ministro, ministra y otras tantas provistas de adjetivo y complemento nominal. Desde ‘persona que dirige cada uno de los departamentos ministeriales en que se divide la gobernación del Estado’ hasta ‘prelada de las …

Continuar leyendo…Ministro

Polla

Suele la polisemia ser fuente y causa de alacridad y regocijo. Todas las lenguas la tienen; todas las lenguas procrean humor a su costa. Una de las palabras con acepciones tan variadas y opuestas que inevitablemente forjan lozanas recreaciones humorísticas es polla. La inocente polla es el femenino de pollo, y seguro que a cualquiera …

Continuar leyendo…Polla

Desahucio

Cuando los desahucios están a la orden del día y al desorden del orden establecido, bueno será hacer una breve excursión por el origen latino de esa ‘acción y efecto de desahuciar’ y su largo recorrido. Desahuciar (de des– y ahuciar) tiene en su raíz el verbo latino fiduciare, que —de fiducia, ‘confianza’— significaba ‘avalar’ …

Continuar leyendo…Desahucio

Digresión

Digresión es otra más de esas palabras que testifican nuestra inequívoca descendencia del latín. Apenas se ha movido de su origen: digressio. En latín, digressio viene del verbo digredior, que (de di– y gradior, ‘andar, marchar’) significa ‘separarse, apartarse, alejarse, salir’. De ese modo, la digresión es una separación, un alejamiento del camino trazado. El …

Continuar leyendo…Digresión

Enjugar y enjuagar

Por circunstancias que no vienen al caso, he tenido que leer recientemente El crimen de Sylvestre Bonnard, de Anatole France. En la primera línea hallo esta perla: «Enjuagué mis ojos empañados por una lágrima que les arrancó el viento…». El original dice: J’essuyai une larme…, etc. Cualquier diccionario francés-español elemental trae hasta la frase hecha: …

Continuar leyendo…Enjugar y enjuagar